— Escrito por Pablo R.

¿Quién es KOHH?

No me importa ser pobre. Después de todo, el interior es más que la apariencia. No te podrás llevar la cartera al cielo, tampoco al infierno. Quisiera comprar la Mona Lisa del Louvre y garabatearla, mearme en La Fuente de Marcel Duchamp… Sé que quieres ser como yo y eso me alegra y entristece, aunque para ti eso es imposible. Son sólo algunas de las barras de Yuki Chiba, conocido como KOHH, el que probablemente es a día de hoy el músico de trap y representante de la escena hip hop japonesa con más renombre internacional. Salido de un entorno de drogas y violencia en Oji, Tokio, KOHH se ha hecho un nombre en la música principalmente de la mano de su productor y amigo 318 con rimas simples, directas y que le describen tanto a él como al barrio del que procede, a su estilo de vida, sus aspiraciones y sueños…y demostrando que uno puede aspirar a lo más alto e impresionar al mundo entero juntando las manos con un arigato.

kohh1

Yuki Chiba nació el 22 de abril de 1990 en Tokio y al poco de su nacimiento (según Masako Chiba, su madre) sus padres se mudaron a Oji, en Kita-ku (王子、北区), concretamente al danchi del barrio del 5-chome de Toshima. A los dos años, su padre, Tatsuo Koh, se suicidó tirándose desde un noveno piso. Este hecho marcó a KOHH lo suficiente como para odiarle durante mucho tiempo  por todo lo que vino después: Masako enloqueció y tuvo que ingresar en un hospital psiquiátrico tras intentar tirarse por la ventana para irse al cielo son su esposo, además de volverse toxicómana y estar enganchada a varias drogas, una de ellas el shabu o metanfetamina. *El shabu viene del verbo japonés しゃぶる (shaburu, chupar) porque literalmente chupa todo lo que puede de dentro de quien lo toma y es una de las drogas más consumidas en Japón.

KOHH pasó una infancia marcada por la necesidad, los estupefacientes, la falta de referentes paternos y violencia en su entorno. Cuenta que el deseo de ser rapero nace después de quedar impresionado con Unstoppable, un tema del disco 最終兵器 (saishuuheiki, arma de destrucción masiva) del mítico grupo King Giddra. Las referencias y citas de otros colegas de gremio como los propios King Giddra (el mítico K-Dub Shine entre ellos), Shingo Nishinari, BES o MC Kan (aka GAMI) dan una ligera idea de sus influencias, entre las que se incluyen además artistas como Marilyn Manson o los japoneses The Blue Hearts.

kohh_

YELLOW TAPES

KOHH empezó haciendo mixtapes a finales de 2012 gracias al productor 318 (Ryo Takahashi), con quien fundaría Gunsmith Production y lanzaría YELLOW T△PE , una mixtape en la que se incluirían temas como FAMILY , un retrato sin pelos en la lengua de una madre drogodependiente saliendo adelante en una zona deprimida del Gran Tokio o Young Forever, un tema de su hermanastro Lil’ KOHH, su hermano de 11 años en aquel entonces y hecho a modo de broma con vídeo y todo que, en contra de sus expectativas, se hizo viral. Al año siguiente publicó su segunda mixtape, YELLOW T△PE II, en la que cabría destacar temas como Junji Takada (que reproduciría el propio Junji Takada en su show en la radio  Daily Paradise of Takada Junji).

Su primer álbum, 梔子 (kuchinashi, gardenia), no lo publicaría hasta 2015 ya que el primer disco oficial fue MONOCHROME. KOHH dice que cuando sacó sus mixtapes y tenía listo el primer disco tenía demasiados temas de amor y canciones muy flashy, así que pensó en hacer algo diferente y publicarlo como un EP, que al final quedó como el disco que es MONOCHROME, publicado en 2014.

Ya en ese año VICE hizo un documental sobre KOHH en Oji donde aparecen su madre y sus colegas íntimos 318, Dutch Montana y Money Horse y que revela muchas cosas sobre su pasado. Que se haga esto con un artista que ni siquiera ha debutado de forma oficial (y que era el primer rapero japonés al que entrevistaba VICE) dice mucho del alcance que ya tenía en ese momento y del que alcanzaría más adelante.

monochromeMONOCHROME

MONOCHROME llamó la atención en todo el panorama del rap japonés (en iTunes quedó en el puesto 6 en su lanzamiento y número 1 en la categoría de Hip Hop/Rap, algo inaudito para un artista nuevo) gracias en particular a 貧乏なんて気にしない (binbou nante kinishinai,no me importa ser pobre) , donde habla de la poca importancia del dinero si no es para hacer fiestas con sus amigos, que son los que le han dado la vida, o para gastarlo en cosas para los demás, ya que importan más el amor y la felicidad. Otros temas destacables son I’m Dreamin’, en el que habla de su infancia y sus sueños, やるだけ (yarudake, sólo haz lo que quieras hacer), en el que habla sobre vivir la vida de forma positiva y hacer lo que uno quiera a pesar de ser pobre, 嘘つき (usotsuki, mentiroso), Drugs, en el que habla de forma explícita del consumo de drogas en su ambiente, o タテゥー入れたい (Tattoo iretai, quiero tatuarme). Una serie de temáticas que describen muy bien tanto su ser como lo que le rodea y que hacen de este álbum una joya.

kushinashiKUCHINASHI

En enero de 2015 publicó Kuchinashi (que acabó número 1 en iTunes y de nuevo en primer lugar en la categoría de Hip Hop/Rap), de corte bastante suave y con algunos temas recuperados de las mixtapes anteriores como Junji Takada, iPhone5 o V12. La temática de canciones como Real Love, 泣かせてごめん (nakasete gomen, perdón por hacerte llorar), No Love o ビッチのカバンは重い (bitch no kaban ha omoi, el bolso de las zorras es pesado) es el amor, el arrepentimiento o directamente el sexo y los rollos de una noche. Hatin’ on me es otra perla, tanto por el beat alegre y casi bailable como por el mensaje: “no soy perfecto pero qué más da/ ya saldrá de alguna forma, a la buena de Dios/ mientras me divierta cualquier cosa está bien/por eso la gente aburrida me odia”. 飛行機 (hikouki, avión) es un tema muy destacable en el que habla de cómo empezó en una sala de conciertos sin público hasta llegar a donde está. En general se aprecia variedad en su música, tanto por los ritmos como por las temáticas, algo muy similar a lo que ocurre en MONOCHROME.

La fama internacional le llegó en el mismo mes al colaborar él y su amigo Loota con el trapero coreano Keith Ape en el tema 잊지마 (It G Ma, no lo olvides). El vídeo, que goza de la friolera de 73 millones de visitas en YouTube actualmente, es una ristra de traperos coreanos y japoneses en el que se entremezclan la ropa cara de A BATHING APE, vicios baratos como el tabaco, la cerveza coreana Cass o el vino de arroz Makgeolli, ninjas, símbolos del yen y el won…y un KOHH estelar que, sin desmerecer a los demás, hace las barras más destacadas de todo el tema e impresiona a Occidente juntando las manos y diciendo arigato (gracias).

La influencia de sus rimas es tal que hasta la tenista de ascendencia japonesa y haitiana Naomi Osaka confesó haber aprendido japonés con KOHH gracias a su frase やりたくないことやってる暇はねー (yaritakunai koto yatteru hima ha nee, no tengo tiempo de hacer lo que no quiero hacer), que a la postre es una cita de Kick the Blues, tema de la famosa banda de punk japonesa The Blue Hearts.

dirtDIRT

Ese mismo año KOHH publica su tercer álbum, Dirt, con un estilo más crudo, más trap en general pero en el que se aprecian ciertos cambios que se verán en álbumes posteriores. Por ejemplo, en Now y Living Legend, temas en los que habla respectivamente de vivir el ahora y de su deseo de ser una leyenda viva, canta con la voz rasgada y con rabia, dándole a estas canciones un empaque y una potencia que resultaría difícil que no sonaran a himnos. Algo similar hace en 社交 (shakou, social), donde además de criticar muchas de las interacciones sociales canta de forma bastante melódica y dota al tema de una atmósfera oscura y ciertamente angustiosa. En Be Me, con un sampleo de Feelings de Morris Albert de fondo que le da un tono triste, avisa a muchos de los que aspiran a ser cómo el: dice “sé que queréis ser como yo, pero más valdría que se os fuera de la cabeza. ¿Por qué queréis ser como yo?”. Otros temas notables son Dirt Boys (con sus colegas Dutch Montana y Loota), If I Die Tonight (con SALU y Dutch Montana), 気楽にやる (kiraku ni yaru, hacerlo cómodo y también real, con referencia al tema リアルにやる de King Giddra) o Tokyo, donde habla orgulloso de su procedencia. Dirt tuvo una recepción muy positiva y acabó en el puesto 18 de la lista ORICON, lo que demuestra la creciente popularidad de nuestro hombre.

Antes de lanzar Dirt ya publicó YELLOW TAPE 3, consistente en colaboraciones y remixes de artistas como AKLO (Break the Records), Keith Ape (It G Ma), Anarchy o Hannya (Fuck Swag, Moon Child y 家族 (kazoku, familia) . Los videoclips que lanzó de ambas publicaciones tuvieron un enorme impacto (y son muchísimos los que ha hecho). El propio artista comenta en su web que en diciembre de ese año el concierto que en el concierto que dio en la sala LIQUIDROOM las entradas se agotaron en 1 minuto.
dirt2DIRT II

En 2016 se lanza la continuación, Dirt II, con dos partes, siendo la segunda de remixes de temas anteriores. Continúa con la experimentación en temas como Die Young, en el que mete rock duro y usa voces que bien podrían pertenecer al mismo Marilyn Manson. No oculta que el rock y el heavy metal son algunas de sus influencias (en algunos posados aparece con camisetas del citado Manson y en las camisetas de la gira de Dirt aparecen la la tipografía y la mascota de Iron Maiden). En este álbum merece una mención especial el productor osakeño MURVSAKI, que colabora en los temas Business & Art (en el que KOHH critica de forma bastante dura la relación entre el arte de verdad e intentar hacer arte por el dinero y el lujo) y en Hate Me, donde da literalmente una bofetada sin manos a sus detractores. Produce además la mayoría de remixes de Dirt II, haciendo que temas como Living Legend, agresivo y directo, y Mind Tripping, de corte más tranquilo, sean incluso más memorables de lo que ya lo eran en sus respectivos álbumes. Dutch Montana y Loota colaboran en los temas I Don’t Get It y en Needie Hoe, éste último versando sobre chicas algo ligeras de cascos, la misma temática de ビッチのカバンが重い con una atmósfera que se podría considerar tentativa y sexy hasta que Dutch Montana suelta unas barras tan explícitas y ofensivas (“puta maleducada, mira que eres fea, lárgate allí/cateta de campo, no tienes idea de nada, sólo deseo/puta, te apesta el meado, ¿en qué cama vas a dormir hoy?”) que resulta un plot twist de sobresaliente.

En este mismo año colaboró con el rapero Frank Ocean en el tema Nikes que aparece en la versión física de Blonde y también con la popular cantante Hikaru Utada en el tema 忘却 (boukyaku, olvido) del álbum Fantôme. Antes del lanzamiento de su álbum, ya participó en el Fuji Rock, uno de los festivales de música de más renombre de Japón, y se le invitó para que formara parte de un encuentro del Ministerio de Asuntos Exteriores francés debido a la popularidad de sus obras en Francia. Y es que KOHH no sólo se dedica a la música: hizo de modelo para FACETASM, la marca de Hiromichi Ochiai durante la Fashion Week de Tokio en 2014, y hace obras de arte. Las referencias a artistas como Picasso, Marcel Duchamp o Joan Miró son constantes en sus temas y también en los videoclips (en Be Me se le puede ver pintando una especie de bodegón), lo cual demuestra hasta qué punto es un artista interdisciplinar. También publicó The Story Behind the Film of Living Legend, un libro en el que cuenta todo lo acontecido desde sus inicios hasta publicar Dirt, con algunos temas inéditos.

untitledUNTITLED

En 2019 sale su álbum UNTITLED, toda vez que KOHH ha firmado con Nippon Columbia. Continúa la línea de experimentación de Dirt II sin ceñirse a un único estilo y deja algunos cortes memorables. 

I Want a Billion es el deseo de ser milmillonario (“quiero ser milmillonario, no me basta con un millón//Prefiero a Picasso que a Escobar, el Pablo sin T” (en referencia al rapero T-Pablow del grupo de rap de Kawasaki, Bad Hop) con rock de fondo y un sonido duro y contundente que complementa la parte melódica de Taka, miembro del famoso grupo de heavy metal ONE OK ROCK. 

ひとつ (hitotsu, uno) es un tema orquestal en el que KOHH fluye sobre el piano y nos dice que somos una parte de la Tierra, que nacemos, morimos y volveremos a nacer como un todo, con una atmósfera envolvente y conmovedora. 

Más dura, cruda y desgarradora es ロープ (rope, cuerda), que con una base orquestal obra de MURVSAKI que le otorga dramatismo al tema habla sobre la percepción de la vida y de cómo creemos que nos atan ciertas cosas y nos restan libertad como cuerdas invisibles. El sufrimiento que se le intuye a la hora de cantar contribuye a hacer un corte mágico y de los que quedan en la memoria. También hay temas más en la línea del trap como Imma do it , いつでも (itsudemo, en cualquier momento) まーしょうがない (ma, shouganai, qué le vamos a hacer). A nivel creativo es una maravilla de álbum y no hace sino aumentar la fama de un artista que ha superado barreras como ninguno otro lo había hecho antes en la escena del rap y el trap en Japón. De hecho el anuncio de PlayStation Music de 2019 es un vídeo de KOHH con el tema Living Legend.

worst
El arte del LP Worst ha sido diseñado por el artista IKEUCHI Hiroto

Worst

Y llegamos al 2020, año fatídico por muchos motivos sabidos de sobra en el mundo entero. Entre otras muchas cosas, KOHH hace publico que deja la música. Así, sin más. Antes, no obstante, deja un último disco, worst. Un álbum con mezcla de estilos, desde lo más tranquilo hasta lo más cañero e incluso bailable. El amor se trata en temas como I Think I’m Falling (una joya melódica lenta casi a modo de balada), Is this love?, en donde simplemente canta con una guitarra acústica (similar a What I Want),  Anoko (aquella chica), donde habla de una chica que probablemente sea la misma de la que habla en temas de Kuchinashi, o John and Yoko, donde la relación que quiere con una chica sea de tal complicidad como la del famoso vocalista de los Beatles con Yoko Ono. En el tema They Call Me Superstar cuenta cómo a pesar de que muchos le consideran una estrella él sigue haciendo lo mismo que ha querido hacer siempre sin las excentricidades de un nuevo rico y famoso. Llama la atención que el beat es exactamente igual al de Love Yourself, del joven Novel Core, ya que el productor de ambos cortes es Riki, que ha producido muchos de las canciones en los álbumes y mixtapes de KOHH. Otros temas que siguen en la línea del trap son el pegadizo Sappy (en el que colabora Skrillex), ゆっくり (yukkuri, despacio) o レッドブールとグミ (RedBull to gumi, Redbull y gominolas), donde habla de un ritmo de vida que pasa en un instante.

Pero lo más llamativo es el corte final, 手紙 (tegami,carta), que no es ni más ni menos que una carta a su abuela, pidiendo disculpas por haberse metido en líos con la policía, por tatuarse a sabiendas de que a ella no le gustaba y por no haberles podido comprar una casa a sus abuelos, algo para lo que dice que se seguirá esforzando. Asombra escucharlo así, sin ritmo y sabiendo todo lo que hay detrás de esa carta. Más si se disfruta del vídeo del concierto que dio este mismo año con una orquesta en la cadena de televisión NHK en el que lee la misma carta antes de cantar I’m Dreamin’.


¿De qué habla KOHH?

kohh_4


Familia

La familia es uno de los temas principales en sus primeros temas y colaboraciones. Se ve en el documental de VICE, donde dice que pasaba casi todo el tiempo en casa de sus amigos y que es como si no hubiera tenido padres porque su madre siempre estaba de aquí para allá cuando no estaba puesta y aún siente recelo con respecto a ella por todo lo pasado. Su dice que al morir su esposo se volvió loca. “Era un desastre, no podía ni cocinar y al final siempre le acababa dejando las cosas a mi madre. Lo pasamos muy mal en general, también por todas las peleas que tuve con ella.” Comenta también que lo que más le impresionó fue que KOHH, pasado un tiempo, fuese capaz de hablar en sus canciones del suicidio de su padre y del consumo de drogas de su madre. “Cuando ahora lo pienso creo que debió de sentirse completamente solo y debió sufrir mucho”. Esta historia la cuenta en el tema 家族 (kazoku, familia) junto con Hannya, y además explica que odiaba a su padre porque siempre pensó que murió en un accidente de tráfico y que los abandonó a él y a su madre hasta que una noche su abuelo le dijo la verdad sobre aquel incidente. Por ello su nombre artístico es el apellido de su padre 黄 (que se lee kou ya que su padre era coreano).

gavinguidry.com
© Gavin Guidry para The New Order Magazine

Drogas

Las referencias a los estupefacientes son constantes, debido a su entorno como se ha visto de forma previa. En Drugs lo primero que cuenta es que su primer porro de marihuana se lo dio su madre, además de aprender con el tiempo qué se hace con billetes de 10 mil yenes y bolsas de polvo blanco en la cartera cuando uno se hace mayor. Desgrana cómo se venden drogas en su entorno y cómo la gente calla, cómo algunos desaparecen e incluso comenta que el sexo con shabu debe ser increíble pero que si te pasas mueres. Estos temas no son fáciles de tratar en un país en el que el consumo o la posesión de estupefacientes, no digamos ya la venta, son una cruz de por vida y obligan hasta a personalidades como MC Kan a pedir disculpas públicamente por un arresto por posesión de marihuana. En otros temas se habla abiertamente del consumo de marihuana, codeína y otras drogas, especialmente su amigo Dutch Montana (también lo hace en el documental para VICE). No obstante, KOHH dice a la eminencia del rap K-Dub Shine en una entrevista que durante su infancia hizo gamberradas pero no se drogaba ni traficaba.

Entorno: amor, dinero y arte

La infancia de pobreza, faltas, droga y violencia que pasó KOHH se refleja no sólo en su forma de ser y de entender la vida, sino también en sus canciones. En I’m Dreamin’ KOHH cuenta cómo desde pequeño soñaba con ser millonario y cómo las madres de sus amigos, aparte de darles paga, les decían a sus hijos que no jugaran con él por ser una mala influencia (robar era una costumbre para KOHH, ya fuesen cosas para sobrevivir o  directamente cartas de Yu-Gi-Oh o Beyblade). No debe ser fácil vivir en una casa sucia y pequeña llena de gente en un sitio señalado por la gente porque alguien se suicidó tirándose desde un piso. 

En Moon Child, una colaboración con el rapero Anarchy, canta cómo detesta a la gente que dice “de tal palo tal astilla” ya que a él en muchas ocasiones le miraban por encima del hombro por ser hijo de una toxicómana en un hogar desestructurado.

Todo esto causa que KOHH toque siempre en sus temas el tema de ser pobre, de querer dinero para gastarlo en ropa y en moda (algo visible teniendo en cuenta su afición por los grills y las prendas de marca) y porque es algo terrenal (en Born to Die canta literalmente que uno no puede llevarse la cartera al cielo ni al infierno, una crítica al estilo de vida de muchos que amontonan dinero sin disfrutarlo para nada mientras otros pasan faltas), además de darle más importancia al amor, algo que no sintió en su infancia.

Haber nacido en una familia pobre y crecer en un sitio donde no tendría futuro le hace querer ser grande, alguien que pueda salir en el Kohaku Uta Gassen (el concurso nacional de la canción en el día de Nochevieja en Japón que ve casi todo el país) y que pueda llegar a ser un artista de renombre, como se ha comentado en anteriores párrafos. Se puede entender que todo esto tenga una cierta relación y que con el paso de los años KOHH pueda sentirse realizado por medio de la música y de hacer lo que siempre ha querido.

Oji, Tokio

Y sin embargo, es de Oji. Money Horse y 318 lo cuentan a VICE, pero también KOHH: hay suicidios, hay violencia y pobreza pero no es para tanto. Se han criado al lado del río y cada uno se enorgullece de donde viene. En 結局地元 (kekkyoku jimoto, después de todo mi sitio) muestra como a pesar de todo lo malo es donde quiere estar a pesar de haber estado en el extranjero y en sitios tan interesantes para una persona normal como puedan ser París, Londres, Nueva York, Hawaii o Los Ángeles. El propio videoclip de este tema viene precedido de Paris, rodado en dicha ciudad y que resulta un vacile ya que es la ciudad de la moda y del arte por excelencia en el mundo.

Su lugar es además el sitio en el que están sus colegas, con los que vive como quiere (parte importante de su filosofía) y a los que agradece el estar donde está ahora. KOHH dice que su primer concierto fue con 30 o 40 personas enfrente, con 18 años y que olvidaba la letra. Sus amigos, en vez de presionarle, cuando olvidaba lo que tenía que decir cantaban por él. Cosas que emocionan. Tanto como escucharle decir que se retira de la música, aunque haga lo que haga a partir de ahora (que tiene para hacer) sabe que si ahora lo está pasando genial le espera algo todavía mejor. A fin de cuentas, todo es hacer lo que él quiera hacer. Sin pensarlo demasiado…y sin olvidarlo.

Podéis seguir la pista a KOHH en:

Canal de YouTube oficial de KOHH

Instagram

Twitter

Sobre It G Ma

Web oficial de KOHH

Noticia sobre el último concierto con orquesta de KOHH

Escrito por:rakuracu